Lunes, 23 de julio de 2018

reaidades inoportunas

93.131

Como sabe el informado lector, no es éste el número del gordo de ninguna lotería, sino el que da cuenta del registro de los abortos perpetrados en España este último año. Esa terrible cifra, que nunca debiera ser una simple cifra, es un 1% menor que la de 2016, pero es que en 2017 el número de nacimientos ha caído, en un solo año, más del 6%, lo que supone un pavoroso incremento proporcional del aborto. Más aún, si no estuviéramos ante el dato brutal de que entre nosotros más del 20% de los concebidos son abortados, no sufriríamos la terrible crisis demográfica que nos amenaza y que se ha convertido en el mayor de los problemas a medio y largo plazo de nuestra sociedad. ¡Qué terrible responsabilidad estamos contrayendo con este crimen colectivo que repugnaría a la conciencia social si se realizara con crías de cualquier otra especie que no fuera la humana!

Más del 90% de esos asesinados en el seno de sus madres eran niños perfectamente viables que, simplemente, eran inoportunos o no suficientemente deseados, como si la suerte de un ser humano pudiera decidirse por meros criterios de oportunidad. En su inmensa mayoría, también rondando la misma proporción, hijos de mujeres entre los 20 y 39 años, no de niñas o adolescentes en riesgo como la propaganda abortista, mentirosa y manipuladora en todo, se encarga de propalar.

¿Cómo es posible que estos datos sean asumidos sin más por una sociedad que se indigna ante mucho menores muestras de violencia o injusticia? La traición del PP a su electorado y su programa cuando aún era posible revertir la tendencia ha tenido como consecuencia el desmantelamiento del movimiento provida, demasiado pendientes sus dirigentes de no crear excesivos problemas a un gobierno considerado afín. Que en el plano político la defensa del nasciturus sea hoy cosa exclusiva del extraparlamentario Vox y de grupos aún menores lo dice todo. Estamos en el momento más bajo de la sensibilidad provida de la historia de España, pero la indiferencia ante los más de dos millones de vidas sacrificadas en los últimos treinta años no es sólo una acusación aplastante, está en la raíz de la violencia viral que nos invade. El rebajamiento del valor de la vida humana, el fin de su sacralidad, la hace vulnerable ante los desalmados de cualquier género y condición. El aborto nos degrada a todos.


Comentarios

No hay comentarios sobre esta noticia.

Comentar

Columnistas

LIBERTAD DE PENSAMIENTO y LIBERTAD DE EXPRESION:  LIBERTAD DE CATEDRA

Ante la dictadura de lo politicamente correcto, cabe la resistencia de cátedra, amparada por la Constitución. Solo hay que ejercerla.

Por Julio BuenoLeer columna

Alicia Rubio contra la hidra

Dicen los ponderaditos que la ideología de género será flor de un día y terminará descomponiéndose, refutada por la tozuda realidad de millones de años de evolución biológica. Pero no nos dicen cuánto daño más puede causar antes de caer.

Por Francisco J Contreras Leer columna

Ideas o más de lo mismo

Algunos sospechamos que en el código genético del PP existe una propensión al fraude

Por Rafael Sánchez SausLeer columna

Jordan Peterson y la batalla de los pronombres

Peterson es un liberal clásico que conoce bien la historia de los sistemas totalitarios y sabe que la batalla lingüística es decisiva. Es uno de los francotiradores intelectuales que ha surgido en Canadá y que, asumiendo el riesgo de muerte civil, mantienen enhiesta la bandera de la resistencia. Publicado en Actuall

Por Francisco J Contreras Leer columna

La eutanasia que viene

La eutanasia es la salida fácil al problema del envejecimiento de la población Publicado en ele diario de Sevilla

Por Rafael Sánchez SausLeer columna

Atrocidades racistas: el gran ajuste de cuentas a Occidente

Se está produciendo un genocidio de blancos en sudáfrica ante el silencio general de la prensa Publicado en Disidentia

Por Francisco J Contreras Leer columna

'Traslatio sedis'

Alfonso X proyectaba desde Cádiz nada menos que la conquista militar y espiritual de África Publicado en Diario de Sevilla

Por Rafael Sánchez SausLeer columna

Feminista no, feminoide

Desde que Sánchez llegó al poder, todo han sido anuncios que sólo pretenden distraer la atención del respetable

Por Rafael Sánchez SausLeer columna

Rémi Brague y la legitimidad del hombre

Nuestra ética y nuestra política se basan en la libertad individual, absolutizándola hasta extremos inéditos en la historia. Sin embargo, este individualismo convive con una filosofía materialista que concibe al individuo como el producto caprichoso del azar evolutivo en un universo sin sentido.

Por Francisco J Contreras Leer columna

Epitafio para un traidor

En noviembre del 16, me publicaban en estas mismas páginas la carta "Réquiem por la Constitución", en la que denunciaba "la forma encubierta en la que el gobierno de Rajoy, apoyado por la mayoría de los partidos parlamentarios, estaba llevando a cabo las negocio-cesiones con los nacionalistas, para desembocar en el final ya escrito en alguna parte".

Por Ana María Velasco Plaza Leer columna

Carmen Calvo contra el romanticismo

Pedro Sánchez ha sorprendido con un gabinete aseado, sin estridencias frentepopulistas para calmar a los mercados. Pero ese "giro a la derecha” económico lo compensará con un giro a la izquierda que sólo podrá ser moral-cultural. Preparémonos a una lluvia de medidas feministas, homosexualistas y laicistas.

Por Francisco J Contreras Leer columna

Encuesta
Ante la actuación de los paises de EU en el caso Puigdemont ¿cobra sentido la decisión britanica del Brexit?

a) si
b) no

Dignidad Digital, S.L. E-mail: redaccion@dignidaddigital.com
logo