Viernes, 19 de enero de 2018

la realidad nacional

Cataluña y la Justicia

Hay cosas que no tiene que prohibirnos el médico para saber que nos sientan fatal y que, de no eliminarlas de la dieta y de la vida, pueden acabar teniendo malas consecuencias. Un día servidor comprendió que sin leer ni escuchar nada del llamado procés, e incluso de Cataluña, uno puede vivir tan ricamente y que con ello se ahorra un buen cesto de penosos y contradictorios sentimientos. Hasta entonces creía que el tedio dorsiano o el enervamiento, pasando por la irritación continua y la cólera explosiva, eran lacras de mi carácter agravadas con la edad, pero el ayuno catalán ha propiciado un cambio de humor que mi familia, mis amigos y mis alumnos me agradecen.

Me veo tan recuperado que tal vez pueda hacer hoy una excepción. Juan María del Pino, gerente de La Revuelta, la mejor sala de actividades culturales de Sevilla, me envía con jugoso comentario la noticia de este mismo diario que cuenta cómo en la cercana Sanlúcar la Mayor ha sido inhabilitado durante cuatro años un ex alcalde por haber tolerado que una casa de hermandad se elevara dos metros sobre lo permitido en las ordenanzas para que cupiera por la puerta el palio de la Soledad. Bien condenado está, pensarán muchos, si se ha probado que hubo prevaricación, y todos estaremos de acuerdo en ello. Pero debemos confesar que nuestra gravedad justiciera se nos convierte en mueca si acudimos a las primeras de los periódicos del martes en toda España y ahí damos con el corrupto y desafiante Artur Mas, condenado a dos malos años de inhabilitación por haber desobedecido expresamente al Tribunal Constitucional y haber organizado y celebrado el falso referéndum del 9 de noviembre de 2014, pecadillo que el editorial de este diario calificaba ese día como "uno de los hechos políticos más graves ocurridos en España desde el inicio de la democracia". Saquen ustedes mismos, estimados lectores, las oportunas conclusiones. Tras ellas tendrán dos opciones y una enseñanza: olvidarse de que existe algo que por resumir llamamos Cataluña o buscar el pasaporte; recordar por qué es conocida en España como Cachondeo, la que en todas partes se llama Justicia.

Nota: A fecha de hoy sigue colgado en la web de la Universidad de Sevilla el vil comunicado del Cadus en el que se difama por motivos ideológicos a uno de sus catedráticos. El rector Castro y los otros rehenes del sóviet, bien, gracias.


Comentarios

No hay comentarios sobre esta noticia.

Comentar

Columnistas

LO MALO DE SER BUENOS

Nuestro colaborador reflexiona sobre la preferencia que muestra el poder político con las reivindicaciones de los sectores radicales aunque no sean muy numerosas frente a las mayoritarias si son defendidas por ciudadanos respetuosos con la ley y poco amigos de armar "jaleo"

Por Paco MexiaLeer columna

REFLEXIONANDO ACERCA DE LA NAVIDAD

Todos nos cruzamos en estas fechas las felicitaciones navideñas con gran algazara y, por tal motivo y circunstancia, no dejan de asaltarme ciertas preguntas al respecto?

Por Juan J. RubioLeer columna

Por qué triunfó el cristianismo

La ventaja demográfica del cristianismo primitivo –que terminaría convirtiéndolo en religión mayoritaria en el siglo IV- parece haber estado también muy relacionada con su ética sexual-familiar y con el estatus de la mujer. Publicado en Actuall

Por Francisco J Contreras Leer columna

93.131

Más del 90% de esos asesinados en el seno de sus madres eran niños perfectamente viables Publicado en el Diario de Sevilla

Por Rafael Sánchez SausLeer columna

Elecciones, el premio a los golpistas

El inexorable paso del tiempo ha permitido que, por fin, llegara el día de las precipitadas y rocambolescas  elecciones catalanas. En estas elecciones autonómicas no ha habido nada normal.

Por Ana María Velasco Plaza Leer columna

Feliz Navidad 2017

Feliz Navidad, casi nadie pensaría que a estas alturas seguiríamos aquí para desearles un año más Feliz Navidad, pero la realidad es que aquí estamos.

Por Editorial Leer columna

El sueño de Pere

Quiso dormir de nuevo arrullado por la calidez de aquel pasado nunca valorado, que procuraba no revivir Publicado en el Diario de Sevilla

Por Rafael Sánchez SausLeer columna

Por qué ya no tenemos niños (y cuáles serán las consecuencias)

Los hijos atan mucho. La generación que abrazó esa visión del mundo va previsiblemente a ser castigada con una Europa-geriátrico de pensiones insostenibles, empobrecimiento, vejez solitaria y calles sin juegos de niños Publicado en la pagina web de la Fundación Valores y Sociedad

Por Francisco J Contreras Leer columna

PARTITOCRACIA  E IDEOCRACIA

(permítaseme el neologismo "si es que lo es-  versus  RAZÓN  Y  ÉTICA

Por Juan J. RubioLeer columna

Seres vivos dotados de sensibilidad

De nuevo nos encontramos con una antigua paradoja; los hombres pueden razonar  pero han decidido no hacerlo. La voluntad, sin duda, puede más que la razón.

Por Francisco Javier Garcia AlonsoLeer columna

Ambigüedades de la Constitución y el fracaso de las autonomías

Según una encuesta de octubre de este año, un 62% de los españoles desearía la recentralización de las competencias educativas y el 64% la de las de orden público. Pero el porcentaje de partidos con representación parlamentaria dispuestos a proponerla es del 0%. Publicado en Actuall

Por Francisco J Contreras Leer columna

Encuesta
¿Logrará Puigdemont ser investido presidente a distancia?

a) No sería un esperpento que dañaría la imagen del independentismo
b) Si la tibieza del PSOE debilita la acción del Estado

Dignidad Digital, S.L. E-mail: redaccion@dignidaddigital.com
logo