Domingo, 26 de enero de 2020

Carta semanal del Arzobispo de Oviedo

EL SEMINARIO: TERMÓMETRO DE VIDA CRISTIANA

Queridos amigos y hermanos: paz y bien.        

Hay una fecha anual que nos trae recuerdos entrañables a los cristianos que ya vamos teniendo una edad: el día del Seminario. Como sucede con otras tantas efemérides, la fecha como tal no es que genere algo especial, ni que de pronto los que somos sacerdotes volvamos al seminario en un día de puertas abiertas, porque éstas jamás se cerraron.        

Tiene otro sentido. El día del Seminario nos llena de remembranza a los que pasamos por él en nuestros años mozos de formación humana, espiritual, pastoral y teológica. Van pasando los años y uno recuerda a profesores, formadores, directores espirituales, compañeros. ¡Cuántas cosas cumplidas con creces cuando todo estaba aún por escribir! ¡Y cuántos sobresaltos también, por las sorpresas y trampas de la vida en las que se ha puesto a prueba nuestra fortaleza, nuestra confianza y hasta nuestra misma fe! Pero con todos los claroscuros que inevitablemente tienen nuestras andanzas, nuestros momentos, nuestros lugares, queda el poso agradecido de lo mucho recibido en esos años de ilusión mientras nos preparábamos para el ministerio sacerdotal.        

Luego está el resto del Pueblo de Dios, que es el que en su condición laical o consagrada mira también al Seminario con esperanza. Como a veces hemos dicho, el Seminario es un termómetro de la salud de una comunidad cristiana. La atonía destemplada, la desilusión desfondada, la oscuridad confundida, quedan patentes en una comunidad cristiana cuando se incapacita para sostener y alentar su Seminario. Y por el contrario, cuando en esa comunidad cristiana se da, la alegría de ser hijos de Dios, de serlo en comunión filial con la Iglesia, y desde una mirada positiva y respetuosa del mundo al que anunciar una buena noticia o denunciar sus pecados, ahí surgen vocaciones sacerdotales. No porque éstas sean el resultado de nuestra coherencia, sino porque nuestra vida se convierte en “provocación” que prepara o reconoce la “vocación” que da Dios.

 El sacerdocio no es un derecho, ni una conquista, ni una pretensión. Es un regalo que el Señor concede a su Iglesia y que es preciso pedirlo para nuestra Diócesis, para nuestras Parroquias. Orar por las vocaciones es tomar conciencia de que los sacerdotes son un don.        

Lo son cuando rezan por ellos y por los demás que les han sido confiados. Lo son cuando celebran la liturgia y los sacramentos tal y como la Iglesia los pone en sus manos para repartir la gracia a los hermanos. Lo son cuando proclaman la Palabra de Dios que son ellos los primeros en escucharla. Lo son también cuando acercan a los hombres y mujeres la esperanza y el consuelo, la paz y la justicia, el amor y la ternura, la compañía y el afecto, la libertad y el sentido de la vida. ¡Cuántos ancianos o enfermos, cuántos matrimonios o familias, cuántos jóvenes o niños… necesitan del don del sacerdote!        

Debemos mirar a nuestro Seminario con inmensa gratitud y con renovado interés. Tanto el Seminario mayor donde se forman los jóvenes que estudian filosofía y teología, como también el Seminario menor en donde con los estudios de bachillerato se acompaña a los más jóvenes candidatos ayudándoles a que verifiquen su vocación.        

Orar por el Seminario, por los profesores y formadores, por los bienhechores que de tantos modos nos ayudan. Ojalá que el termómetro de nuestra vida cristiana, tenga la temperatura adecuada, para que aquellos a los que llama el Señor encuentren el camino que les lleve a prepararse para ser buenos curas, comprometidos y santos, como lo quiere Dios, lo espera la Iglesia y lo necesita nuestro mundo.Recibid mi afecto y bendición,       

+ Fr. Jesús Sanz Montes, ofm


Comentarios

No hay comentarios sobre esta noticia.

Comentar

Columnistas

Soldados de plomo

Vanidad viene de vano y vano significa vacío.

Por Manuel Alonso TrevicortovLeer columna

Las amistades peligrosas

Este tipo de "amigos", que florecen como hongos para aprovecharse de todo lo que brinda el poder y su aparato, a las primeras de cambio, y cuando hay cierto tufillo a corrupción,  suelen dar la espalda y ahí te quedas.

Por Luis David Bernaldo de Quirós AriasLeer columna

A lomos del Phantom viene(Romance)

A lomos del Phantom viene Pedro Sánchez el doctor y a su grupa sonriente Begoña cantando un son.

Por Juglar GasparLeer columna

El conservadurismo de Roger Scruton

Espero que Scruton haya entendido ya que su combate por la verdad, la belleza y la justicia era algo más que un aplazamiento salisburyano de la victoria final de la nada Publicado en Libertad digital

Por Francisco J Contreras Leer columna

La tormenta del celibato

"El celibato de los sacerdotes es indispensable, no puedo callar", ha escrito el gran Benedicto XVI Publicado en el diario de Sevilla

Por Rafael Sánchez SausLeer columna

El castellano y el bable

Como ya saben, algunos pretenden imponer el bable como "llingua oficial ya".

Por Luis David Bernaldo de Quirós AriasLeer columna

Estrellita

Un relato infantil, como remanso de paz ante tanto disparate generalizado.

Por Covadonga Garcia-Herrero PrietoLeer columna

Puros e impuros

Ver la paja en el ojo ajeno...

Por Francisco Alonso-Graña del Valle Leer columna

Anne Applebaum, Pablo Iglesias y los crímenes del comunismo

Ya hubo dos ministros del PCE en 1936-39: Vicente Uribe y Jesús Hernández Tomás, sin contar que el PSOE de Largo Caballero era prácticamente comunista. Pero se trataba de una España en guerra y dividida. Ahora será la primera vez que participen en un gobierno con autoridad sobre todo el territorio nacional. La ocasión merece una reflexión sobre lo que ha representado históricamente el comunismo. Publicado en Actall

Por Francisco J Contreras Leer columna

Llamamiento a la acción

Hay mimbres para organizar una respuesta social y política que arranque a España de las manos de sus enemigos Publicado en el Diario de Sevilla

Por Rafael Sánchez SausLeer columna

Políticos ignorantes, o mentirosos

Como ya sabrán, Ángel Víctor Torres Pérez, secretario general del PSOE canario, y actual presidente de la comunidad desde julio del pasado año 2019, refiriéndose a unas declaraciones de Santiago Abascal en el Congreso de Diputados sobre Juan Negrín López, dijo que tales palabras de Abascal eran "irritantes"

Por Luis David Bernaldo de Quirós AriasLeer columna

Encuesta
¿Inducirá el nuevo gobierno una nueva quema de iglesias como prometieron miembros de Unidas Podemos?

a) No lo hará, quedaría desprestigiado ante Occidente
b) Enseguida quieren aplastar a sus enemigos y la Iglesia es el principal

Dignidad Digital, S.L. E-mail: redaccion@dignidaddigital.com
logo