Lunes, 25 de marzo de 2019

El centro, "uno de los más potentes de Europa", incrementará progresivamente sus capacidades hasta ofrecer imágenes de altísima resolución en tiempo "casi real"

La tecnología de Indra impulsa el centro espacial español que gestiona el satélite Paz

La compañía de consultoría y tecnología subraya que las imágenes de Paz son tan precisas que permiten desarrollar aplicaciones para detectar el desplazamiento milimétrico de las vías de un tren y evitar su descarrilamiento, o descubrir movimientos sospechosos de buques mucho antes de que se acerquen a las costas españolas.

Asimismo, esas aplicaciones también pueden ayudar a proteger la flota mercante española y los despliegues de militares españoles en sus misiones internacionales, estimar daños tras un desastre natural y detectar vertidos ilegales en el mar.

La información para conseguirlo saldrá del centro del INTA situado en Torrejón de Ardoz (Madrid), que utiliza la tecnología suministrada por Indra para gestionar el satélite y procesar sus imágenes. La compañía trabajó en los primeros estudios de viabilidad del proyecto que se realizaron en 2007 y lideró el trabajo de un grupo de empresas punteras españolas con las que desarrolló y desplegó el segmento terreno completo de Paz.

El centro espacial comenzó a operar el pasado jueves 22 de febrero, cuando un cohete Falcon 9 de la empresa norteamericana Space X, que dirige Elon Musk, encendía motores en la base militar de Vandenberg, en California (Estados Unidos), para lanzar el satélite español al espacio.

En ese momento, España se sumó a Alemania e Italia como únicos países europeos con capacidad propia para observar desde el espacio con tecnología radar cualquier punto del planeta, sin necesidad de recurrir a terceros.

El satélite envía también imágenes para su uso militar al Centro de Sistemas Aeroespaciales de Observación (Cesaerob) del Ejército del Aire, que Indra ha equipado y que está ubicado junto al del INTA en la Base Aérea de Torrejón de Ardoz.

Para garantizar que nada afecta a este satélite, la compañía ha implantado un tercer centro de respaldo en Maspalomas, en las Islas Canarias, que podrá tomar el control del satélite en caso necesario. "Estos tres centros conforman el embrión de una de las instalaciones de observación de la Tierra más sofisticadas del planeta", resalta Indra.

El satélite, que permite generar más de 100 imágenes con una resolución de hasta un metro cada 24 horas y cubrir la vigilancia de un área de unos 300.000 kilómetros cuadrados cada jornada, juega con la ventaja de que no se ve afectado por la meteorología y opera tanto de día como de noche.

"Comparando las imágenes de sucesivos pases del satélite, es capaz de detectar cualquier cambio que se produzca en la zona vigilada", afirma Indra, que añade además que todas estas "elevadas capacidades" se verán multiplicadas en los próximos meses.

MAYORES CAPACIDADES

El operador y empresa que explota el satélite Paz, Hisdesat, facilitará su integración con otros dos satélites radar muy similares, TerraSAR-X y TanDEM-X. Juntos formarán una constelación que triplicará la capacidad de observación del centro espacial español.

Además, en solo dos años, España lanzará al espacio el satélite Ingenio, dotado de una cámara óptica multiespectral que tomará fotografías con una definición de 2,5 metros por pixel, suficiente para identificar un vehículo en cualquier lugar del planeta.

Indra ya trabaja para entregar el segmento terreno de esta misión, que forma parte del Programa Nacional de Observación de la Tierra (PNOTS). "De nuevo, la capacidad de observación del complejo espacial español se verá multiplicada y la frecuencia de revisita de los satélites permitirá observar cualquier punto casi en tiempo real", afirma.

Las aplicaciones de esta potente red de satélites de observación de la Tierra son innumerables y su uso no solo tendrá un enorme impacto en el servicio que la Administración presta a los ciudadanos, sino que también transformará el negocio de empresas de todos los sectores. De hecho, muchas de las aplicaciones que llevaremos en el móvil utilizarán datos recogidos desde el espacio.

Estados, investigadores, aseguradoras, bancos o ayuntamientos se basarán en ellas para elaborar mejores estadísticas, calcular la actividad económica de un país o sector, proteger el medioambiente, controlar flotas de vehículos, monitorizar los niveles de contaminación en una ciudad o supervisar la construcción de infraestructuras y edificios.


Comentarios

No hay comentarios sobre esta noticia.

Comentar

Columnistas

EMBUSTEROS

Como conmemoramos el pasado día 21 el "Día de la Poesía", yo quisieracelebrarlo a mi manera publicando, aún exponiéndome a fuertes rechiflas y abucheos, una especie de poema (cuyo título y formato he antepuesto) de tema político a modo de lamento y reacción, que va dirigido a tantas y tantas personas anónimas y menos anónimas que se dedican con entusiasmocotidiano a "hacer la vida más llevadera a los demás", afanándose para ellocontinuamente, sin merma de esfuerzo y, sobre todo y principalmente, en provecho propio, siguiendo la conocida norma que reza: "La caridad bienentendida empieza por uno mismo".Bien, pues allá va el poema, dedicado

Por Francisco Alonso-Graña del Valle Leer columna

Quince años después

Han pasado quince años desde que se cometiera en España el mayor atentado terrorista en Europa, con ciento noventa y dos víctimas mortales  y más de dos mil cuyas vidas fueron mermadas física y psicológicamente. Sería una burda canallada  centrar nuestros recuerdos de forma aséptica en una cifra de muertos.

Por Ana María Velasco Plaza Leer columna

Douglas Murray y la extraña muerte de Europa

Las argucias desplegadas para demostrar que Europa no puede sino resignarse a la inmigración masiva son muy variadas. El villano oficial seguirá siendo “la ultraderecha”, y el euro-progresismo seguirá entonando “We are the world, we are the children” hasta el final. Publicado en Actuall

Por Francisco J Contreras Leer columna

Brechas

No existe justificación social para el enorme montaje político y mediático español en torno al 8-M Publicado en el Diario de Sevilla

Por Rafael Sánchez SausLeer columna

SALVEMOS EL CARNAVAL

El otro enemigo, más sofisticado y organizado, se llama Dictadura. Publicado en La Nueva España

Por Julio BuenoLeer columna

Fabricando problemas

Bueno, pues cuando nosotros creíamos que todos queríamos lo mejor y más justo para lamujer y lo mejor y más justo para los inmigrantes por poner un par de ejemplos de lostemas más llamativos, resulta que no, que no es así

Por Francisco Alonso-Graña del Valle Leer columna

Sacrificios infantiles rituales

"Un sacrificio inconcebible" es el título de un artículo publicado recientemente en  National Geographic, en el cual se exponen los últimos macabros hallazgos arqueológicos que han tenido lugar en la costa norte de Perú: la que fue  una matanza masiva de niños.

Por Ana María Velasco Plaza Leer columna

DOS MANERAS DE ENTENDER EL FEMINISMO

Los medios de comunicación y las redes sociales están invadiéndonos estos días con continuas referencias a la denominada “Huelga feminista” del 8 de marzo de 2019, Día de la mujer trabajadora.  

Por José Luis LafuenteLeer columna

Una crónica desde París

One of Us se propone “liberar las inteligencias”, “hacer sentir a los discrepantes –esos que ya no se atreven a hablar- que no están solos”. Como ha escrito Douglas Murray, “Europa no sabe cómo continuar su Historia [history] porque ha perdido su historia [story]”. Publicado en Actuall

Por Francisco J Contreras Leer columna

¿Quo vadis, Europa?

Hoy Europa no se debate como hace ochenta años entre las ansias de dominio de ideologías criminales Publiado en el Diario de Sevilla.

Por Rafael Sánchez SausLeer columna

Exhumando

(…2018 año del perro, 2019 año del cerdo, 2020 año de la rata…: malos tiempos para quienes quieren desafiar las maldiciones faraónicas) Publicado en la Nueva España

Por Julio BuenoLeer columna

Encuesta
¿Están amañadas las encuestas del CIS?

a) Si quieren dirigir el voto hacia el PSOE
b) No los españoles se han vuelto "locos"

Dignidad Digital, S.L. E-mail: redaccion@dignidaddigital.com
logo