Martes, 29 de septiembre de 2020

Una mirada en profundidad

LA VIRTUD DE LA CARIDAD

En la Sagradas Escrituras viene una definición clara y exacta de dios. Esa definición figura en la carta primera de Juan “Dios es amor”.

El amor de Dios se desarrolla en el hombre a través de tres virtudes

La fe, nos permite disfrutar de la presencia de Dios. Nos hace amar porque nos sentimos amados, ¡Cuanto nos amó Dios permitiendo que su hijo se encarnara en uno de nosotros!, yo creo que la fe, si somos coherentes con ella, nos hace transmisores del amor

La esperanza hace que ansiemos que, después de nuestra vida mortal, continúe nuestra vida en el cielo, cumpliendo la función para la que fue creada, la alabanza de Dios. ·        

La caridad, no lleva sólo una connotación económica, que obliga a ayudar a los necesitados. Aunque tenemos claros ejemplos de la labor caritativa de la Iglesia. En estos tiempos de crisis, moral y económica, vemos las actividades que realizan Cáritas y Manos Unidas por los más desfavorecidos.

También es saber comprender a los demás cuando cometen errores “no juzguéis y no sereis juzgados”. La caridad lleva consigo la compasión “Donde haya amor estaré yo”, decía nuestro Señor Jesucristo. Ejemplo supremo de compasión que, en el momento de su crucifixión tuvo que sufrir las consecuencias de la falta de compasión de los hombres.

Siendo San Juan ya muy anciano no cesaba de decir a los que se incorporaban a la fe y a todos “¡que os queráis mucho!” “porque ese es el mandamiento de Jesús “

Decía San Francisco de Sales “La caridad y la humildad están muy estrechamente unidas. La caridad es la humildad que sale al exterior, y la humildad es la caridad escondida. La humildad  no es solo caridad sino que tiene que ser dulce.  

Una vez finalizada nuestra vida mortal, la fe y la esperanza desaparecen, la fe al no necesitar creer puesto que ya vemos. La esperanza porque ya conseguimos lo que ansiamos. Pero una virtud continúa, la caridad puesto que podemos rogar, por los demás ante Dios.

José Manuel Miranda Alonso


Comentarios

Por Lucio 2013-05-02 20:40:00

La caridad llevada al ambito de lo social significa solidaridad, es decir, amor al prójimo, colaboración y saber compartir con los demás. El verdadero cristiano pone en práctica dicha virtud y la refleja no sólo en los buenos sentimientos sino también siendo participes en los problemas ajenos y sufrimiento de los demás. Un abrazo


Por Efrén 2013-04-26 16:54:00

La caridad es además una virtud para la eternidad, porque de las tres virtudes teologales: la fé, la esperanza y la caridad, solo la caridad permanecerá tras la muerte, así lo afirmaba San Pablo y no menos es el testimonio de San Juan que define a Dios diciendo que es Caridad..


Por E.D.LASTRA 2013-04-25 19:56:00

La caridad tiene muchas manifestaciones. San Pablo las glosa así: la caridad es paciente, es benigna; no es enviodiosa, no es jactanciosa,; no es descortés, no es interesada, no se irrita, no piensa mal, todo lo excusa, todo lo cree, todo lo espera, todo lo tolera. La caridad nos posibilita amar con el amor de Dios, a nosotros mismos y a los demás por Dios.


Por FJGA 2013-04-23 19:35:00

Los autores cristianos mas antiguos predicaban en el tiempo pascual que por el bautismo morimos al pecado y resucitamos a la gracia. Pues bien la vida de la gracia se traduce en la caridad que tan bien explica J. Miranda


Comentar

Columnistas

Heather MacDonald y la "epidemia de violaciones"

Según MacDonald, de los supuestos miles de violaciones, las denunciadas a policía y tribunales se pueden contar con los dedos de la mano. Las chicas pueden evitar el riesgo de padecer lo que las feministas llaman “violación”: basta con no emborracharse y no meterse en la cama con un tipo al que apenas conocen. Publicado en ACTUALL

Por Francisco J Contreras Leer columna

La herejía como dogma

De la teología, pues, depende toda la organización social, como sabían bien los hombres de los tiempos liminares Publicado en el Diario de Sevilla

Por Rafael Sánchez SausLeer columna

Verano roto

El verano que se prometía de normalidad y recuperación está siendo el de los proyectos frustrados Publicado en el Diario de Sevilla

Por Rafael Sánchez SausLeer columna

Grégor Puppinck y la autodestrucción de los derechos humanos

Grégor Puppinck en su formidable 'Mi deseo es la ley' no ataca el concepto mismo de los derechos humanos, sino su ideologización reciente. Si los derechos humanos de 1948 respetaban la biología humana, los de 2020 se refieren a la vulneración/superación de dicha biología Publicado en Actuall

Por Francisco J Contreras Leer columna

Tiempos Protervos o la Nueva Protervidad IV

Desde el año 1918, fecha de la llamada gripe española, aunque en realidad tuviera su origen en el ejército de EEUU, y que se llevó al más allá a cuarenta o cincuenta millones de personas "las fuentes no se ponen de acuerdo- en todo el mundo, no ha habido una peste que afectara a toda la Tierra.

Por Esteban Alú MorteraLeer columna

Cómo la Ley de Cambio Climático nos empobrecerá en vano

La ley de Cambio climático es puro ecosocialismo: planificación vertical de la economía con la excusa de la "emergencia climática". El clima siempre ha cambiado y no hay pruebas concluyentes de que el cambio actual sea más rápido, ni de que la acción humana sea su causa principal.?Publicado en Actuall

Por Francisco J Contreras Leer columna

A propósito de Santa Sofía

La Iglesia sigue presa de tópicos inactuales en vez de defender con uñas y dientes a las cristiandades perseguidasPublicado en el Diario de Sevilla

Por Rafael Sánchez SausLeer columna

Tiempos Protervos o la nueva protervidad III

En estos momentos tan decisivos para la humanidad echamos en falta una presencia inspiradora que por otra parte nunca le faltó en los últimos dos mil años en las circunstancias peliagudas: Nos referimos a la Iglesia Católica.

Por Esteban Alú MorteraLeer columna

 Calviño, descolgada

Visto el título del presente artículo y siguiendo con el uso la jerga que solemos emplear cuando se trata de ciclismo si este escrito fuese una crónica de alguna etapa de ese deporte, deberíamos intentar analizar ahora la causa principal por la que creemos que la aspirante española a ganar  una etapa en la que parecía bien situada, fracasó finalmente.

Por Francisco Alonso-Graña del Valle Leer columna

Corromper a un rey

Ahora, el ensayo de Monarquía ejemplar de Felipe VI se hace muy difícil: un Rey modélico no puede tejer alianzas con dirigentes entregados a la mentira, el sectarismo y la vulneración del estado de Derecho en un país de elites apátridas y moralmente arrasado.

Por Rafael Sánchez SausLeer columna

Tiempos protervos o la nueva protervidad II

Hace ya un tiempo nuestro actual presidente del Gobierno habló de la existencia de una policía patriótica en torno al PP.

Por Esteban Alú MorteraLeer columna

Encuesta
¿El veto a la presencia del Rey en la ceremonia del poder judicial es el primer paso para su derrocamiento?

a) Si Sanchez quiere ser presidente de la 3ª república
b) No, es sólo una humillación más a España para contentar a los separatistas

Dignidad Digital, S.L. E-mail: redaccion@dignidaddigital.com
logo