Jueves, 22 de abril de 2021

MI AMIGO HOLLANDE

  Vamos a ver, yo es que llamo amigo a los que desde la cultura, el trabajo o la política actúan y obran con visible coherencia ética sin importarme nada la procedencia histórica e ideológica de quien desde la responsabilidad del poder, viene a intentar o al menos procurar un soplo de buen y justo Gobierno. Parece que en estos atribulados tiempos que vivimos en algunos países de la Europa Comunitaria, y desde luego en nuestra propia patria, en donde los casos de inmoralidad financiera y administrativa han borrado cualquier esperanza,  en  la Francia cercana surge un hombre de militancia socialista, ganador de las últimas elecciones en el país galo, que en menos de seis meses provoca un vuelco espectacular a la situación social de Francia, en razón de aplicar con hechos y no con palabras, una serie de normas legislativas y decretos de urgencia que han traído esperanza por un lado y justicia social, a una nación cansada de los proyectos insuficientes y erróneos de la política de derechas.

   Mi amigo, entonces, el socialista Hollande,  con un decidido sentido de la justicia, a la que tiene derecho todo ciudadano, no duda en cambiar el  rumbo errante del nuestro socialista Zapatero, y aprueba de manera inmediata normas como la que suprime el 100% de los coches oficiales, los subasta y lo ganado, casi 50 millones de euros, los invierte en un Fondo de Pensiones. A continuación, y en la misma línea aprueba abolir los “Vehículos de empresa” dependientes de la administración Central, que se traducen en una aportación al Estado de 345 millones de euros, que permite la apertura de 175 institutos de investigación y trabajo para 2.500 jóvenes científicos, algo que a mí me sabe al camino correcto que envidio para mi patria.

   El amigo socialista francés, Hollande, me ilusiona con una medida de urgencia por la que se aumenta un 75 % la tributación de las familias que declaren 5 millones, de euros al año, con los que puede contratar a  casi 60 000 profesores funcionarios públicos: un ejercicio de plena coherencia con lo que prometía en su campaña electoral y que lleva a la práctica, haciéndome sentir un enorme respeto por ese hombre, que en Francia, gobierna en defensa de los desfavorecidos, los desempleados, y ven como su presidente gobierna desde un compromiso social que no se da en la administración española. Mi amigo Hollande, socialista, pero muy afín a lo que yo mismo defiendo en la interpretación de la economía al servicio de la persona, reduce un 25% de todos los funcionarios, el 32%  de los Diputados, y el 40% de quienes gozan de unos haberes superiores a 800.000 euros, anuales; y con ese ahorro crea un Fondo de Bienestar dirigidas a madres solteras, y un salario mensual garantizado por cinco años. Hay más, que apunto, aunque no lo sea todo; Hollande, mi amigo socialista, pero afín a mi sentido de la justicia social, apremia la Banca para que conceda préstamos blandos, más justos, y procura medidas que las ayuden. O de otro lado, la abolición de todas las subvenciones a Revistas, Fundaciones, editoriales, etc,  por las que se obtiene un claro beneficio estatal, que permiten abrir librería y contratar personal en paro.


Comentarios

Por ASTUR 2012-07-26 19:03:00

Estupendo artículo que deja bien a las claras que en España, Zapatero y Rajoy, o Rajoy y Zapatero, lo mismo da, han hecho todo lo contrario que nuestro vecino francés de quien uno tuvo la ocasión de hacer lo que no hizo y el otro, aunque está a tiempo, no lo hará porque es un mal político. Es decir, igual, más o menos, que Zapatero. Que se enteren los socialistas y ahora los de la derecha. Son todos lo mismo, sólo miran sus bolsillos y cuanto más llenos mejor que mejor. Ejemplos hay a millares.


Comentar

Columnistas

Shellenberger, el ecologista racional

Shellenberger representa el ecologismo racional, en franca minoría frente al pseudorreligioso en el que la naturaleza ocupa el lugar de Dios. No es sólo que la apuesta por las energías renovables haya resultado antieconómica. Es que se ha convertido en una pseudorreligión milenarista Publicado en Actuall

Por Francisco J Contreras Leer columna

Los mozárabes a escena

Una historia triste que poco tiene que ver con el desgastado mito de las Tres Culturas Publicado en el Diario de Sevilla

Por Rafael Sánchez SausLeer columna

El voto libre, un valor en baja

Era el voto el único momento y, en realidad solo a medias (listas cerradas), en que el ciudadano ejercía de forma efectiva esa llamada libertad derivada de esa otra, vamos a decirlo en verso, falacia llamada democracia.

Por Francisco Alonso-Graña del Valle Leer columna

San Ignacio de Loyola, Pablo Casado y el Miércoles de Ceniza

En los momentos actuales y, en referencia a algunos aconteceres políticos, no resulta difícil relacionar entre sí los elementos del título que antecede o anteceden:

Por Francisco Alonso-Graña del Valle Leer columna

Tiempos Protervos o la nueva protervidad VI

Se encuentra el mundo sumido en una peste producida por un virus llamado Covid 19, popularmente conocido como virus chino. Pero el problema, aparte de merecer un análisis médico en el que no voy a entrar por no ser un estudioso del tema y además haber dedicado ya un artículo al estupor que nos produce a los profanos el batiburrillo sanitario al respecto, presenta otras facetas de tipo sociológico, político e incluso geoestratégico sobre las cuales es necesario reflexionar.

Por Esteban Alú MorteraLeer columna

Cuando la inoportunidad aparece y Kafka se queda corto...

Y es que, por el momento, no se me ocurre o no quiero que se me ocurra otro calificativo que metamorfosis ante la última decisión de la presidente de Cs, de alinearse ostensible, práctica y realmente con el PSOE y Cía., iniciando esta alineación con una moción de censura contra el gobierno de Murcia donde Fernando López Miras había sustituido a Pedro Antonio Sánchez que ya hubo de abandonar para defenderse de los ataques que sufría. Ambos PP.

Por Francisco Alonso-Graña del Valle Leer columna

Disparos en la sien

He de confesar en primer lugar que fuí de los que se alegraron con la elección de Pablo Casado como presidente del partido tras su confrontación con Soraya Sainz de Santamaría.

Por Francisco Alonso-Graña del Valle Leer columna

El catolicismo ante la pandemia

La respuesta de la Iglesia al tremendo desafío espiritual ha sido social e institucionalmente irrelevante. Publicado en el Diario de Sevilla

Por Rafael Sánchez SausLeer columna

La doctora Soh y el fin de la mujer

No es sólo que los trans-activistas hayan superado la intolerancia de las feministas: es que han llevado al extremo la lógica feminista de deconstrucción. No, la ciencia no nos protegerá: está siendo asaltada por los fanáticos. Tendremos que defendernos nosotros. Publicado en Aktual

Por Francisco J Contreras Leer columna

Jugando a legislar

Primero se trató de la igualdad des géneros, algo que podría considerarse lógico y conveniente tratándose de igualdad de oportunidades, igualdad de emolumentos, etc. pero nunca una pretendida igualdad de sexo, de persona, de individuo, lo que traería consecuentemente, en fin, la anulación de los conceptos varón-hembra, hombre-mujer, caballero-señora y que repercutiría sin duda, en los significados de marido-esposa y padre-madre.

Por Francisco Alonso-Graña del Valle Leer columna

Un espectador estupefacto ante el batiburrillo medicinal

Nos azota una peste anunciada como leve, semejante a un catarro y tal vez con uno o dos muertos. Ya van ochenta mil.

Por Esteban Alú MorteraLeer columna

Encuesta
¿Quien ganará las elecciones en Madrid?

a) La Derecha
b) El conglomerado de izquierdas

Dignidad Digital, S.L. E-mail: redaccion@dignidaddigital.com
logo