Miercoles, 03 de junio de 2020

greguerias 

Otro bulo desenmascarado

Las cifras del paro en el mes de abril harían saltar todas las sirenas si quedara alguna por saltar en esta España abocada no a la pobreza, directamente al hambre. El brutal y ruinoso estado de alarma sólo tuvo un fin legítimo, impedir el colapso del sistema sanitario, pero superado este peligro según todos los indicios, conserva otra finalidad nada despreciable: mantener anestesiada y paralizada a la nación para poder seguir operando al libre antojo y sin controles democráticos sobre el cuerpo inerme. A su amparo, mientras el Gobierno despliega cada día su asombrosa ineptitud, la desolación se instala en todos los sectores económicos, y de escalón en escalón empieza a llegar a los pueblos y a los barrios devastados.

Hace unos días, Diario de Sevilla publicaba un reportaje sobre la labor del párroco de La Oliva, don Jaime Conde, que, nos consta, ha golpeado muchas conciencias. La Oliva era una de esas alegres barriadas que hace treinta o cuarenta años ofrecían vivienda asequible y más que digna a una población de jóvenes matrimonios de clase trabajadora. Hoy va camino de convertirse en otro barril de pólvora de los que Sevilla está rodeándose concienzudamente. Al final, si nos fiamos del reportaje, resulta que es el cura el que debe visitar personalmente a los enfermos desvalidos para llevarles medicinas o acarrear las bolsas con comida a ancianos y familias desamparadas. Y eso no, simplemente no me lo creo, no puede ser.

Verán, por razones personales y laborales llevo toda mi vida rodeado de progres, lo que antes se llamaban más concretamente rojos. Los conozco, me conocen y hasta a veces nos llevamos bien. Sé que la idea de España les trae al pairo, pero también que son solidarios, amantes de su gente, generosos y de gran corazón. Por tanto, nadie me puede convencer de que en La Oliva, o en cualquier otro de los populosos barrios andaluces, quienes se ocupan de los necesitados de un buen escudo social no están siendo las nutridas agrupaciones y círculos de los partidos de izquierda, los sindicatos de clase con sus liberados y asalariados a la cabeza, los concejales (y concejalas), los sublimes activistas de las oenegés, las aguerridas asociaciones feministas o las heroicas juventudes antifas. Que ha de ser el cura con cuatro voluntarios de Cáritas el que cubra el hueco. Que no, hombre, que no. Esto sólo puede ser otra trama de los medios de la derecha corrupta para ocultar tanto trabajo solidario de izquierdas. ¡Fascistas!


Comentarios

No hay comentarios sobre esta noticia.

Comentar

Columnistas

Crear tensión

La marquesa señora Montero dijo que "La derecha lleva semanas llamando a la insubordinación del Ejército". Su pareja, el marqués, acusó en el Congreso a diputados de VOX de añorar un golpe de Estado. Sin comentarios.

Por Luis David Bernaldo de Quirós AriasLeer columna

Un Gobierno icinerado

La máquina de la Justicia ha empezado a carburar y el despertar del confinamiento va a ser brutal   Publicado en Diario de Sevilla

Por Rafael Sánchez SausLeer columna

Lo que pasa con los ERTEs

  ¡QUE FÁCIL ES ECHAR LA CULPA A LOS DEMAS! ¿VERDAD, SEÑORA MINISTRA Y SEÑORA DIRECTORA DEL SEPE DE ASTURIAS?

Por José Luis LafuenteLeer columna

El opio y el odio

Che Guevara decía que "un revolucionario debe convertirse en una fría máquina de matar motivado por odio puro".

Por Luis David Bernaldo de Quirós AriasLeer columna

Manifiesto para la resistencia nacional

Manifiesto redactado por intelectuales de la derecha a proposito de la actuacion del Gobierno ante la actual pandemia. Muestra su preocupacion por los peligros que entraña para los españoles y para la democracia en España. Se adhieren nuevas personas cuyos nombres se irán dando a conocer

Por Francisco Javier Garcia AlonsoLeer columna

 Sobre el social-comunismo

El social-comunismo es todo lo contrario a la libertad y a la naturaleza humana. Está basado en embelecos, engaños, mentiras, falsedades, populismo, demagogia y logomaquia, amén de una carencia de autocrítica

Por Luis David Bernaldo de Quirós AriasLeer columna

Abajo el estado de alarma

Está claro que el encierro no ha sido el remedio, pues de serlo lo hubiera sido en todas partes Publicado en el Diario de Sevilla

Por Rafael Sánchez SausLeer columna

UNA

Hubo unos tiempos, cuya fecha no voy a concretar porque voy a citarlos como posible ejemplo y eso está prohibido, en que uno de los títulos que se adjudicaban a nuestra  España, era: UNA ¡Qué tiempos! diría yo ahora simplemente, para no correr el peligro de poner a la palabra un adjetivo.

Por Francisco Alonso-Graña del Valle Leer columna

Fanatismo e ignorancia

. La roji-gualda fue también la bandera de la I República, y por tanto queda claro que no es una bandera franquista.

Por Luis David Bernaldo de Quirós AriasLeer columna

Dos escenarios post-Covid 19

  Socialistas y comunistas sueñan con una era post-Covid presidida por los “derechos sociales”: la dependencia definitiva de los ciudadanos respecto al Estado. El socialismo es tan ineficiente consiguiendo tests o equipos de protección en la España de 2020 como lo era suministrando pan en la URSS de 1933. Publicado en Actuall

Por Francisco J Contreras Leer columna

Otro bulo desenmascarado

Lo del cura de La Oliva sólo puede ser otra trama de los medios de la derecha corrupta Publicado en el diario de Sevilla

Por Rafael Sánchez SausLeer columna

Encuesta
¿Deberian dimitir el tanden Sanchez-Iglesias?

a) Si su gestion pone en peligro a España
b) No que afronten sus errores

Dignidad Digital, S.L. E-mail: redaccion@dignidaddigital.com
logo