Miercoles, 22 de noviembre de 2017

El santo de la semana

San León Magno

Lo llaman "Magno porque fue grande en obras y en santidad.

Es el Pontífice más importante de su siglo.

Tuvo que luchar fuertemente contra dos clases de enemigos: los externos que querían invadir y destruir a Roma, y los internos que trataban de engañar a los católicos con errores y herejías.

Nació en Toscana, Italia; recibió una esmerada educación y hablaba muy correctamente el idioma nacional que era el latín.

Llegó a ser Secretario del Papa San Celestino, y de Sixto III, y fue enviado por éste como embajador a Francia a tratar de evitar una guerra civil que iba a estallar por la pelea entre dos generales. Estando por allá le llegó la noticia de que había sido nombrado Sumo Pontífice. Año 440.

Desde el principio de su pontificado dio muestra de poseer grandes cualidades para ese oficio. Predicaba al pueblo en todas las fiestas y de él se conservan 96 sermones, que son verdaderas joyas de doctrina. A los que estaban lejos los instruía por medio de cartas. Se conservan 144 cartas escritas por San León Magno.

Su fama de sabio era tan grande que cuando en el Concilio de Calcedonia los enviados del Papa leyeron la carta que enviaba San León Magno, los 600 obispos se pusieron de pie y exclamaron: "San Pedro ha hablado por boca de León".

En el año 452 llegó el terrorífico guerrero Atila, capitaneando a los feroces Hunos, de los cuales se decía que donde sus caballos pisaban no volvía a nacer la yerba. El Papa San León salió a su encuentro y logró que no entrara en Roma y que volviera a su tierra, de Hungría.

En el año 455 llegó otro enemigo feroz, Genserico, jefe de los vándalos. Con este no logró San León que no entrara en Roma a saquearla, pero sí obtuvo que no incendiara la ciudad ni matara a sus habitantes. Roma quedó más empobrecida pero se volvió más espiritual.

San León tuvo que enfrentarse en los 21 años de su pontificado a tremendos enemigos externos que trataron de destruir la ciudad de Roma, y a peligrosos enemigos interiores que con sus herejías querían engañar a los católicos. Pero su inmensa confianza en Dios lo hizo salir triunfante de tan grandes peligros. Las gentes de Roma sentían por él una gran veneración, y desde entonces los obispos de todos los países empezaron a considerar que el Papa era el obispo más importante del mundo.

Una frase suya de un sermón de Navidad se ha hecho famosa. Dice así: "Reconoce oh cristiano tu dignidad, El Hijo de Dios se vino de cielo por salvar tu alma".


Comentarios

No hay comentarios sobre esta noticia.

Comentar

Columnistas

Cita con Europa

Las sociedades occidentales son hijas del 68, mientras que las de Europa del Este lo son del hundimiento comunista Publicado en el Diario de Sevilla

Por Rafael Sánchez SausLeer columna

Anne-Laure Decadt, con Dios

¿O esa frase sugiere subliminalmente la ominosa posibilidad de que la ultraizquierda sea particularmente condescendiente sólo con ciertas formas de violencia, como las que surgen del brazo terrorista de la famélica legión del de los infelices multisecularmente oprimidos por las oprobiosas Cruzadas? Publicado en La Nueva España

Por Julio BuenoLeer columna

Un L Elisir d amore delicioso

El pasado domingo se representó la primera función de un clásico no sólo de nuestra temporada sino de la historia de la ópera, especialmente de la ópera bufa.

Por Cosima Wieck Leer columna

¡Ya está bien de insultar nuestra inteligencia!

Desde el pasado 1-O estamos asistiendo a un proceso de manipulación de la realidad tan descarado por parte de los conjurados independentistas catalanes y de sus palmeros, muy numerosos, excesivamente numerosos, que alcanza el nivel de lo insoportable para el ciudadano corriente que a diario tiene que aguantar que se afirme que el día es noche y viceversa, tratándolo por tanto como un auténtico idiota.

Por María Alú Leer columna

Forcadell en el Supremo

A veces se piensa que el Gobierno influye en los jueces. No necesariamente, hay Señorias que son muy suyas,

Por Francisco Javier Garcia AlonsoLeer columna

Se cambia voto

¿Qué les impide intercambiar el sentido de sus votos y lograr darles el valor real que, de otra manera, no tendrían? Publicado en el Diario de Sevilla

Por Rafael Sánchez SausLeer columna

Votar no es la solución

Al desechar la intervención de TV3, al consolidar en la jefatura de los Mossos al que era su número 2 y al negar el ministro Méndez de Vigo que haya adoctrinamiento en las aulas, se hace evidente que el PP no desea acometer el desmantelamiento independentista.   Publicado en Actuall

Por Francisco J Contreras Leer columna

Ganarán los sublevados

Nadie tendrá la menor duda de que al separatismo catalán le han dado todas las oportunidades para vencer la batalla, y que al independentismo en general se las darán todas para que gane la guerra. Y la ganarán gracias a la colaboración imprescindible del Gobierno Central, asistido por el resto de los partidos políticos  parlamentarios.

Por Ana María Velasco Plaza Leer columna

La traición que se avecina

Ya pasó con el espíritu de Ermua. Las manifestaciones populares son luego moduladas por los políticos y el resultado final no se parece nada a las expectativas generadas.  

Por Francisco Javier Garcia AlonsoLeer columna

El empate es derrota

Las palabras de Millo y Rajoy indican que el Gobierno va a dar la razón a los de la bandera blanca y las camisetas blancas, y no a la multitud rojigualda Publicado en Actuall

Por Francisco J Contreras Leer columna

¿Llegó la hora?

Ante nuestros ojos, en su peor hora, tras años de dosis caballunas de anestesia, España al fin despierta   Publicado en el Diario de Sevilla

Por Rafael Sánchez SausLeer columna

Encuesta
¿La traición de Puigdemont romperá la unidad del frente separatista?

a) No solo les interesa el fin que persiguen
b) Si, es muy duro ir a la carcel mientras él se pasea por Bruselas

Dignidad Digital, S.L. E-mail: redaccion@dignidaddigital.com
logo