Sabado, 21 de mayo de 2022

Noticias comentadas

¿UN REY SECUESTRADO?

El discurso del Rey por Navidad (en realidad poco tiene de discurso "de" Navidad) es ocasión altamente propicia para que los analistas políticos demuestren sus facultades. Cada frase mínimamente indicativa es examinada con microscopio, cada gesto regio sometido a un escrutinio sólo comparable a las operaciones de los augures con las vísceras de sus víctimas. Siempre fue así, pero lo de este año supera todas las marcas establecidas.

La inanidad del discurso en sí -algo en lo que coinciden hasta los más fervorosos rapsodas dinásticos, que han llegado a proponer el aburrimiento como una de las cualidades de un discurso real- ha desviado la atención hacia los menores detalles del escenario: que si tales libros, que si el Nacimiento se veía o era ocultado, que si la foto familiar elegida... Del mismo modo que los kremlinólogos de aquellos tiempos eran capaces de detectar los más sutiles movimientos de la cúpula soviética mediante la disección de las tribunas de autoridades en las grandes ocasiones del régimen, entre nosotros han aparecido una nueva clase de experto: el zarzuelólogo, el perito en escrutar las relaciones del Rey con el Gobierno socialcomunista a través de detalles imperceptibles que, en realidad, a nadie importan.

La cuestión que sí debe importarnos, me parece, es la siguiente: ¿Es libre el Rey de hacer a los españoles el discurso que considere necesario y conveniente? Si la respuesta es sí, tenemos un problema mayúsculo, porque simplemente Felipe VI no estaría a la altura de las circunstancias, de lo que exigen el momento y la nación. Tendríamos que llegar a la conclusión de que lo sucedido el 3 de octubre de 2017 fue una mera alucinación y que nuestras esperanzas de regeneración nacional junto a un rey patriota carecen de toda base. Pero si la respuesta es no, estamos ante un monarca secuestrado, al que se le dicta cada palabra que sale de su boca y al que se le impide la relación con su pueblo. Secuestrado por un poder que, si así fuera tal como parece, estaría haciendo tabla rasa de los equilibrios constitucionales, que de abuso en abuso -sentencias del Constitucional lo avalan- podría estar incurriendo en la mera ilegitimidad. No sería la primera vez que algo así sucede en nuestra larga historia. Ya en el siglo XV, por remontarnos lejos, hubo casos semejantes aunque su expresión fuera, como cabe esperar, acorde con aquellos tiempos. Lo que sabemos por la Historia es que siempre terminaron mal y, además, siempre perdieron los que le echaron un pulso al Rey.


Comentarios

No hay comentarios sobre esta noticia.

Comentar

Columnistas

 Lindezas de Feijóo

A pesar de que la inmensa mayoría de los españoles son conocedores de la trayectoria ideológica y política del nuevo líder del reseteado PP, por si aún alguien alberga todavía alguna duda sobre la misma-incluso después de las soflamas sobre "el rumbo claro" a raíz de su unción- paso de forma somera a señalar algunos de sus hitos más destacables:

Por Ana María Velasco Plaza Leer columna

¿QUÉ Y A QUIÉN REPRESENTAN HOY LOS SINDICATOS MAYORITARIOS?

  El fracaso de asistencia a la manifestación convocada por UGT y CC.OO el pasado 23 de marzo y la laxitud de sus pretensiones, protestar contra las alzas de precios pero dejando bien claro que, no sólo las quejas no se dirigían al Gobierno sino antes bien que le pedían que no se redujesen los impuestos, me han llevado a reflexionar para responder a la pregunta planteada en el encabezamiento, plasmarlo por escrito, esperando que la consideración de plantee por los propios Sindicatos.  

Por José Luis LafuenteLeer columna

Una sociedad enemiga de los niños

Gabriele Kuby ha escrito un libro titulado “La generación abandonada”, y su tesis es que hemos sacrificado la felicidad de varias generaciones de niños a la libertad amorosa ilimitada de los adultos. Los niños son los grandes perdedores de la revolución sexual de los 60 y 70, convertida desde entonces en cimiento moral de nuestra sociedad. Publicado en Actuall

Por Francisco J Contreras Leer columna

Ideología e impotencia

  El abuso ideológico sustentado en la buena fe de las gentes lleva siempre a excesos de poder Publicado en el Diario de Sevilla

Por Rafael Sánchez SausLeer columna

¡Qué verde era mi valle!

?La verdad es que podemos considerar tanto el título como el subtítulo de este artículo como un par de elementos surrealistas añadidos a posteriori pues sería muy laborioso buscarles alguna relación con el escrito que quizá algún lector benevolente llegue a leer de principio a fin, pero no niego que tiene "su aquél", aquel tinte nostálgico y amargo que hoy acompaña a los que ya nos pesan los años.

Por Francisco Alonso-Graña del Valle Leer columna

Ya no quedan jueces en Berlín

Esta sociedad envilecida que se refugia bajo la "sacralidad" de la palabra democracia para perpetrar las mayores felonías impunemente y digo sociedad porque los políticos y los jueces salen de la sociedad no llegaron aquí desde Saturno, está derivando con pasos de "siete leguas" hacia una tiranía plutocrática

Por Teresa SalamancaLeer columna

¿Qué pasa realmente en Ucrania?

Este modesto periódico dispone de pocos medios, solo una agencia de noticias, nuestra observación de diversas cadenas de televisión y distintos periódicos.

Por Esteban Alú MorteraLeer columna

El PP y sus tradicionales incumplimientos

José Luis Martínez Almeida, algunos empiezan a llamarlo Carmeida, nos ha regalado una magnífica "perla de la factoria" del PP y no precisamente una perla de lluvia venida de un pais donde no llueve como dice la canción de Jaques Brel sino de la mendacidad.

Por Esteban Alú MorteraLeer columna

El ocaso del cristianismo

  Desde hace tiempo, el cristianismo se va debilitando en la conciencia de Occidente. Es un completo desastre desde el punto de vista religioso, pero creo que cada vez más gente se irá dando cuenta de que, a la larga, prescindir de Jesucristo no trae sino calamidades. Algunas ya son patentes, como la pérdida de patrimonio cultural por el cierre de iglesias y catedrales, otras son fáciles de detectar como el preocupante descenso de la moralidad pública, otras, en fin, irán aflorando con el paso del tiempo.  

Por Francisco Javier Garcia AlonsoLeer columna

¿UN REY SECUESTRADO?

El mensaje de Navidad del Rey ¿es suyo o está constreñido por el Ejecutivo? Publicado en el Diario de Sevilla

Por Rafael Sánchez SausLeer columna

¿Por qué ha triunfado el feminismo histérico?

El auge del feminismo y del movimiento LGTB es consecuencia de la crisis de la familia Publicado en Actuall

Por Francisco J Contreras Leer columna

Encuesta
¿derribaran la Cruz del Valle de los Caídos y expulsarán a los monjes?

a) Si porque la Iglesia no los va a defender
b) No porque el poder de la oración es invencible

Dignidad Digital, S.L. E-mail: redaccion@dignidaddigital.com
logo