Domingo, 16 de junio de 2019

con la mirada transida de una doliente nostalgia, rumorea la pregunta del niño

«ABUELO, ¿DÓNDE ESTÁ ESPAÑA?»

. Éstos que quieren romper España después de quinientos años de estar unidos, me han hecho recordar al poeta comunista  José Antonio Balbontín, que conoció al fundador de Falange, y de quien comentó: «Fui un buen amigo  de José Antonio Primo de Rivera». De joven, antes de hacerse comunista, Balbontín fue «un místico sediento de martirio». Soñó con ir a Las Indias  para morir por el amor de Cristo a quien años después le dedicaba un poema que daba comienzo con estos versos: Tragedia de mis teorías/ en lucha con mi fervor; / llevo a Marx en el cerebro, / y a Cristo en el Corazón…También recuerda a la Virgen María, a quien tanto adoraba su madre que lo abandonó «para ir al cielo», cuando el poeta tenía solamente seis años. A la Virgen, igualmente, le dedicó esta hermosa poesía de la que reproducimos los primeros versos: Oye, Madre, mi cantar; / yo te adoro, Tú lo ves; / deje que entones a tus pies, / las glorias de tu Pilar.

Pero mi recuerdo, principalmente, de este poeta comunista es la lectura de  lo que un día había escrito, «¿Dónde está España?». A mismo tiempo que añadía: «El nietecillo pregunta, con un dedo sobre el mapa, llenos de fuego los ojos: "Abuelo, ¿dónde está España? El anciano romancero, que luchó en la barricada por España y por la Idea en otra edad ya lejana, con la mirada transida de una doliente nostalgia, rumorea la pregunta del niño: ¿Dónde está España? España, la de los locos afanes, la enamorada de un ideal infinito y una divina esperanza; España, la carabela sedienta de lontananzas, la lanza erguida hasta el cielo desde el llano de la Mancha; España la indominable, España la empecinada... ¿Qué fue de tanta grandeza, mi nieto, mi nieto? ¿Dónde está España? ¡Comuneros de Castilla! ¡Hijosdalgo de Navarra! ¡Marinos de Extremadura! ¡Guerrilleros de Cantabria! ¡Cantones de Andalucía! ¡Libres naves catalanas! ¡Justicias del Aragón antiguo! ¿Dónde está España? España ha muerto, hijo mío; no la busques en el mapa. Reyes de baja ralea, y ejércitos pretorianos, y aristócratas sin alma, como una banda de buitres la sangraron a mansalva. Mi nieto: España está muerta; nadie podrá levantarla. No lograron revivirla, con todas sus artes sabias, ni las diatribas de Costa ni el desaliento de Larra. España yace sin pulso sobre la estepa agostada. Alzando la cara el nieto con un escorzo de raza, dijo cerrando los puños: "¡No quiero que muera España! Y el abuelo como el padre del Cid en la vieja fábula, prorrumpe con un sollozo feliz:"¡Hijo de mi entraña! Tu enojo me desenoja y tu indignación me agrada. España vive de nuevo y nadie podrá matarla. España alienta y renace, como una mística llama, en la ilusión de tus ojos y en el calor de tu alma».

Definitivamente Balbontín regresó a España a finales de 1970 donde siguió colaborando en la revista Índice y en los periódicos ABC y Ya, además de otras publicaciones. Murió el 9 de febrero de 1977, a los pocos días de haber sido atropellado por un automóvil.

                                                                             JOSÉ Mª GARCÍA DE TUÑÓN AZA





Comentarios

No hay comentarios sobre esta noticia.

Comentar

Columnistas

El método del caso

Les propongo un caso para comprender el lío ese de los Presupuestos de la nueva Junta que tanto huele a vieja Publicado en el Diario de Sevilla

Por Rafael Sánchez SausLeer columna

Renato Cristin y los señores del caos

Ahora la inmigración es extraoccidental y masiva, y amenaza introducir en Europa a millones de personas que proceden de culturas anti-liberales. El liberalismo buenista-xenofílico de fronteras abiertas representa, pues, “una traición al verdadero liberalismo”, como afirma Bruce Bawer.  Publicado en Aktuall

Por Francisco J Contreras Leer columna

EN EL ANIVERSARIO DE LA MUERTE DE RAFAEL ALBERTI

Se cumplirá dentro de poco el XX aniversario de la muerte del poeta Rafael Alberti.

Por Jose María Garcia Tuñon AzaLeer columna

1936 El eterno retorno

España parece sumida en un bucle temporal, tema abordado con cierta frecuencia por el cine y conocido en tierras americanas con el nombre del día de la marmota. Asunto que interesó al filósofo alemán, Nietzsche,  hasta el punto de proponer la teoría del eterno retorno.

Por María Alú Leer columna

«ABUELO, ¿DÓNDE ESTÁ ESPAÑA?»

Después del espectáculo vergonzoso, para la mayoría de los españoles, que el pasado día 21 de mayo consintió la presidenta del Congreso, la socialista Meritxel Batet al admitir a los parlamentarios independentistas todo tipo de juramentos convirtiendo la Cámara en un espectáculo bochornoso y lamentable, parece haber terminado, seguro que vendrán otros, cuando los presos políticos independentistas fueron suspendidos como diputados.

Por Jose María Garcia Tuñon AzaLeer columna

OVIEDO NO SE PUEDE RENDIR

El frente popular quiso acabar con Oviedo por dos veces de manera violenta dado que en aquellos tiempos lo jerarcas comunistas como Stalin pensaban que el marxismo debía imponerse a sangre y fuego.

Por Togas y Dignidad Leer columna

EXTRAÑO CLIMA ELECTORAL

Hace poco tiempo asistimos al inesperado espectáculo, no detectado por la encuestas a las que además todos habíamos creímos, de la derrota de la izquierda radical en su bastión más pétreo, Andalucía.

Por Esteban Alú MorteraLeer columna

Valls y VOX

Enmanuel Valls tiene una actitud frente a VOX altamente preocupante.

Por Esteban Alú MorteraLeer columna

EL REGISTRO HORARIO Y SUS FINES

Entra en vigor la obligación de llevar un registro diario de la jornada laboral de los trabajadores

Por José Luis LafuenteLeer columna

DE  ELECCIONES  Y  REVOLUCIONES

Ya  la semana pasada escribí acerca de las elecciones. Como hay, a lo largo de la historia sucesos revolucionarios no ajenos a convocatorias y resultados electorales,  me permito en esta ocasión, algunos comentarios en torno a aquellos.

Por Juan J. RubioLeer columna

El gran sepelio

El efecto deseado y obtenido no es otro que la mera identificación del Estado democrático con el PSOE   Publicado en el Diario de Sevilla

Por Rafael Sánchez SausLeer columna

Encuesta
¿Resperará Rivera su promesa de no pactar con el PSOE?

a) Si porque sino sería el fin de su partido
b) No porque siempres incumplen sus promesas según la conveniencia del momento

Dignidad Digital, S.L. E-mail: redaccion@dignidaddigital.com
logo