Domingo, 18 de febrero de 2018

Juego de trolas

La aparente pasividad de Rajoy ha sido, y es, la contribución necesaria para que, de forma activa pero encubierta, se llegue a una situación crítica e irreversible que justifique el apaño como solución de alivio. Es el "magistral control de los tiempos" que propicie un cambio de régimen consensuado a espaldas de la mayoría de los españoles.

Sin incurrir en demasiada ficción, todos los hechos parecen apuntar a que Rajoy estaría cumpliendo un extraño e inconfesable trato  por el que llegaría a la Presidencia del Gobierno siempre que indujera, tras una situación límite concertada con los independentistas, un cambio confederal de la Constitución: El cambio de Régimen y "el tiempo nuevo"(sic), anunciado por algunos voceros inmediatamente después de la masacre del 11-M , ignominioso punto de arranque del caos que estamos sufriendo.

Para ello, y previamente, Rajoy tenía que aniquilar a su propio partido, expulsar a liberales, conservadores y a quienes ideológicamente se opusieran al nuevo guión. Luego, adoptando todas las reformas y leyes de Zapatero, tenía que desactivar a las victimas del terrorismo y pactar de forma encubierta con ETA el cese temporal de la violencia a cambio de que pudieran gobernar en el País Vasco, pasando temporalmente el protagonismo a los independentistas catalanes para culminar el llamado "proceso". Todo ello maquillado y vendido como la derrota y fin de ETA, de una ETA que ha vuelto a pronunciarse como tal en Cataluña.  Los Medios de Comunicación, eran otro frente imprescindible que había que controlar para realizar con éxito la misión, y para ello la labor de la Vicepresidenta ha sido encomiable. Estos medios han sido los encargados de lanzar al estrellato a un partido leninista con el triple cometido de debilitar las instituciones, calentar la calle y asustar a los incautos.

Una vez cumplidos estos objetivos tácticos, surgiría una activación progresiva del independentismo catalán con financiación estatal, la pasividad ante graves violaciones de la Constitución, ante burlas al Estado y agresiones a la unidad y dignidad de la Nación, sumándose a la dejación ante el incumplimiento flagrante e insultante del Código Penal y de las sentencias judiciales. Por dos veces consentiría, por inacción dolosa, un referéndum ilegal después de afirmar, primero, que no lo habría para, a continuación, negar que lo hubiera habido. Remataría la faena poniendo en ridículo a España ante todo el mundo con la actuación impotente y el posterior abandono y vejación de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad, defensores del orden constitucional, ante un claro golpe de Estado, junto a la negativa de la aplicación de aquellos artículos del Código Penal y de la Carta Magna previstos para estos casos.

A pesar de toda esta deserción de responsabilidades, el desgobierno de la nación ha continuado con el escandaloso engaño a los españoles con frases equívocas como "la situación esta absolutamente controlada" o como estar dispuesto a "no cerrar ninguna puerta al dialogo y poder encontrar acuerdos dentro o fuera del Parlamento" (¿se refería, quizás, a otro objetivo programado y adelantaba sus auténticas intenciones?).

El magnífico y contundente discurso del Rey,  y el escrito no menos rotundo de FAES, han hecho que Rajoy hiciera unas aún más preocupantes declaraciones a la agencia EFE. Como siempre ha hecho,  tolera todas las críticas y amenazas que vengan de la izquierda extrema y de los nacionalistas pero, le ha faltado tiempo para, embravecido y prepotente, arremeter contra las advertencias hechas por la experiencia de hombres de estado. Y hacerlo desde el despotismo: "haré lo que crea y en el momento que me parezca mas oportuno" "dice- al tiempo que se humilla al suplicar a Puigdemont que "no declare la independencia", añadiendo que "no vamos a llegar tarde a ninguna parte, porque no se va a producir la independencia", y que "espero que acertemos", como si de una quiniela se tratara.

Permítanme reiterar lo dicho en mi último escrito en esta sección (LNE 14-9-2017): <<Después del uno de Octubre, cuando la confrontación haya llegado al momento álgido y por el bien de la nación, el Gobierno y todos los grupos parlamentarios nos ofrecerán, a hechos consumados, la reforma confederal como la mejor solución para contentar, de momento, a los nacionalistas, sabedores de haber conseguido el paso previo necesario para la independencia. ¡Como me gustaría equivocarme!>>

Por desgracia creo que no me estoy equivocando y que  "la profecía" se va cumpliendo


Comentarios

No hay comentarios sobre esta noticia.

Comentar

Columnistas

La era del sentimentalismo salvaje

Cuando el debate llega a estar dominado por “proposiciones emotivas”, la sociedad tiene un serio problema. La “proposición emotiva”, explica Dalrymple, es “una proposición falsa cuya principal función es dejar sentada la superior sensibilidad de aquél que la emite”, y que comporta “una suspensión voluntaria de la racionalidad crítica a favor de una respuesta emocional inmediata”.

Por Francisco J Contreras Leer columna

Corrupción de menores

Esa invasión de la infancia por la pornografía se ve reforzada por la torpísima educación sexual Publicado en el Diario de Sevilla

Por Rafael Sánchez SausLeer columna

Vuelta de tuerca

Las leyes de Memoria Histórica son una seria amenaza para la libertad de cátedra y expresión Publicado en el Diario de Sevilla

Por Rafael Sánchez SausLeer columna

Soler Gil y la mitología materialista de la ciencia

En su anterior artículo, Contreras desglosó una de las obras de Yuval Noah Harari. Ahora, le toca el turno a Francisco J. Soler Gil, otra mente extraordinaria. Publicado en Actuall

Por Francisco J Contreras Leer columna

Pelléas y Melisande, la esperada

Es de agradecer que los directivos de la temporada ovetense se hayan decidido a programar esta  melancólica ópera, aunque sea más de cien años tarde, ya que el estreno de la misma se remonta a 1902, porque el tiempo la ha convertido en una ópera hito.

Por Cosima Wieck Leer columna

No les gusta Tabarnia

Sin presupuesto y sin jueces, Tabarnia está consiguiendo desactivar ideológicamente a los enemigos de este país

Por Rafael Sánchez SausLeer columna

Yuval Noah Harari y el final del humanismo

La revolución agrícola propició el paso del animismo al teísmo, la revolución científica, piensa Harari, permitió un nuevo salto del teísmo al humanismo

Por Francisco J Contreras Leer columna

LO MALO DE SER BUENOS

Nuestro colaborador reflexiona sobre la preferencia que muestra el poder político con las reivindicaciones de los sectores radicales aunque no sean muy numerosas frente a las mayoritarias si son defendidas por ciudadanos respetuosos con la ley y poco amigos de armar "jaleo"

Por Paco MexiaLeer columna

REFLEXIONANDO ACERCA DE LA NAVIDAD

Todos nos cruzamos en estas fechas las felicitaciones navideñas con gran algazara y, por tal motivo y circunstancia, no dejan de asaltarme ciertas preguntas al respecto?

Por Juan J. RubioLeer columna

Por qué triunfó el cristianismo

La ventaja demográfica del cristianismo primitivo –que terminaría convirtiéndolo en religión mayoritaria en el siglo IV- parece haber estado también muy relacionada con su ética sexual-familiar y con el estatus de la mujer. Publicado en Actuall

Por Francisco J Contreras Leer columna

93.131

Más del 90% de esos asesinados en el seno de sus madres eran niños perfectamente viables Publicado en el Diario de Sevilla

Por Rafael Sánchez SausLeer columna

Encuesta
¿Logrará Puigdemont ser investido presidente a distancia?

a) No sería un esperpento que dañaría la imagen del independentismo
b) Si la tibieza del PSOE debilita la acción del Estado

Dignidad Digital, S.L. E-mail: redaccion@dignidaddigital.com
logo