Domingo, 07 de marzo de 2021

Comentario al Evangelio del Domingo por Monseñor Jesús Sanz

Saber vivir como hijos que tienen Padre

Los fantasmas no queman, ni seducen, ni transforman. Hay presencias, que aun en la distancia, son capaces de llenar nuestros rincones cotidianos de una extraña pero verdadera alegría, y sacarnos de lo banal y frívolo para regalarnos una existencia luminosa y amable. Estas presencias, incluso cuando material o físicamente están ausentes, nos colman y nos alumbran, nos arden dentro hasta hacernos completamente nuevos... ¿no es éste, acaso, el terruño común de todos los místicos contemplativos y de todos los amantes enamorados? No sabes por qué, las cosas siguen estando en el mismo sitio, y la fatiga del camino no se nos ahorra, pero sin embargo, Alguien o alguien nos habita en los adentros, y nos quema en su estar y en su ausentarse;  la vida nos parece diferente y nos sabe a nuevo hasta lo que nos cansaba y aburría; y un no-sé-qué transforma todos nuestros sopores opacos en estupores de luz. ¡Presencia y ausencia... ardientes!

 

     Aquella vez, Jesús arrancó del discípulo ese deseo: “enséñanos a orar” (Lc 11,1). Es la seducción de los Ojos del Señor que se abrían al sol y al calor del Padre cada mañana. Y como en toda vivencia amorosa, también el Rostro humano de Jesús volvía encendido y asemejado al del Rostro de su Padre: “los ojos deseados que tengo en mis entrañas dibujados” (S.Juan de la Cruz. Cántico espiritual,12). La pregunta del admirado discípulo dio lugar a esa maravillosa respuesta de Jesús: “cuando oréis, decid: Padre, santificado sea tu Nombre...” (Lc 11,2).

 

     El camino que Jesús propone no es un subterfugio espiritualista ni humanitarista, aunque sí sea una propuesta tremendamente humana y espiritual. Es decir, la oración del Señor es el fiel reflejo de su vida, en la cual Dios y el hombre no aparecen como rivales. Jesús llevará al Padre los gozos y dolores de los hombres, y llevará a éstos el consuelo y la paz que Él mismo escucha en su Padre (Jn 17, 1-26).

 

     Esto se refleja en el Padrenuestro desde la invocación inicial: Padre (Abbá), que tiene ese tono cariñoso y confiado propio de los niños ante sus progenitores. Dos peticiones referidas a este Padre: que su Nombre sea santificado, respetado, tomado en serio, reconocido; y que venga su Reino, su proyecto de amor y gracia sobre la historia y sobre cada persona. Para terminar con tres peticiones más, relacionadas con los que hacen esta oración: pedir el pan de cada día, la paz de cada perdón (tomando como medida no nuestra tolerancia o generosidad, sino la actitud del mismo Dios: tratar a los otros como Dios nos trata, es decir, misericordiosamente), y no caer en la tentación del maligno, sean cuales sean sus señuelos y engañifas.

 

     Toda una plegaria que nos permite vivir como hijos, aunque a veces no seamos buenos hijos, pero jamás seremos huérfanos ante ese Padre que Jesús nos ha enseñado que es Padre nuestro.

 

     + Fr. Jesús Sanz Montes, ofm

     Arzobispo de Oviedo


Comentarios

No hay comentarios sobre esta noticia.

Comentar

Columnistas

Jugando a legislar

Primero se trató de la igualdad des géneros, algo que podría considerarse lógico y conveniente tratándose de igualdad de oportunidades, igualdad de emolumentos, etc. pero nunca una pretendida igualdad de sexo, de persona, de individuo, lo que traería consecuentemente, en fin, la anulación de los conceptos varón-hembra, hombre-mujer, caballero-señora y que repercutiría sin duda, en los significados de marido-esposa y padre-madre.

Por Francisco Alonso-Graña del Valle Leer columna

Un espectador estupefacto ante el batiburrillo medicinal

Nos azota una peste anunciada como leve, semejante a un catarro y tal vez con uno o dos muertos. Ya van ochenta mil.

Por Esteban Alú MorteraLeer columna

Defensa de los trans y ataque a las mujeres. ¿Qué más nos van a quitar a las mujeres?

Uno se sorprenderá ante semejante título, ya que en los últimos tiempos se diría que la mujer no hace más que ganar derechos antes vetados, así como igualdad de trato en todos los sentidos. Me parece, a la vista de lo que recojo a continuación, que la cosa no es tan clara ni tan sencilla como nos la quieren hacer ver.

Por Manuela Fernández JunqueraLeer columna

Aquella Reválida

"Trae de Granada los baúles y de Sevilla las maletas". Esta frase, escrita así como parte de un texto dictado en el examen de aquella "nuestra" Reválida, podría acarrear un suspenso en la materia de Lengua Española.

Por Manuel Alonso TrevicortovLeer columna

Una cuestión de huevos

Repetidamente y me temo que con pesadez, me he preguntado desde este mismo medio, hasta dónde podría llegar nuestra capacidad de asombro (o poder zaumásico como leíamos en un manual de filosofía de D. Adolfo Muñoz Alonso), ante las ocurrencias y determinaciones con que cada día la ponen a prueba nuestros actuales políticos.

Por Francisco Alonso-Graña del Valle Leer columna

UN SOMERO ANÁLISIS ACERCA DEL ESTADO,  CORRIJO, DE ESTE ESTADO, POR UN PUEBLERINO EN HORAS LAXAS…

Los pilares que sustentan la construcción de nuestro Estado-Nación, están erosionados y corren el peligro de venirse abajo

Por Juan J. RubioLeer columna

El Hospital Isabel Zendal y Victor Hugo

Se preguntarán los lectores qué relación puede haber entre los dos nombres y apellidos del título que antecede a lo que he de contestar que no mucha ni directa; simplemente se trata de poner un titular algo llamativo y coger por los pelos el tema que pretendo abordar.

Por Francisco Alonso-Graña del Valle Leer columna

Teorema sobre la patata, el aguacate y su relación empírica con la factura de la luz

Así es: si teorema es "una proposición demostrable lógicamente partiendo de axiomas, postulados u otras proposiciones ya demostradas", doña Ione Belarra Urteaga, secretaria de Estado para la Agencia del 2030, nos ha formulado uno de ellos recientemente, dejándonos pasmados, boquiabiertos, patidifusos y también ¡cómo no! pasmadas, boquiabiertas y patidifusas, en una extraordinaria manifestación de sus conocimientos en materias tan diversas que a nadie se le ocurriría relacionarlas entre sí en el caso que nos ocupa.

Por Francisco Alonso-Graña del Valle Leer columna

EL RESULTADO DE 40 AÑOS DE INESTABILIDAD FAMILIAR

Se hicieron públicos hace unas semanas los datos demográficos definitivos de 2019: más terroríficos que nunca, tan desatendidos como siempre. Ofrecen la imagen de un país en rápido despeñamiento hacia el suicidio poblacional. Publicado en La Gaceta de la Iberosfera

Por Francisco J Contreras Leer columna

La vida no sigue igual

A la sombra de la pandemia se van recortando los logros conseguidos en ochenta años.

Por Francisco Alonso-Graña del Valle Leer columna

Herodes y los intelectuales

Los Magos buscaban la Verdad y para encontrarla se embarcan en un largo e incierto viaje Publicado en el Diario de Sevilla

Por Rafael Sánchez SausLeer columna

Encuesta
¿Conseguirá la presidencia de la Generalitat Salvador Illa?

a) No, porque a Esquerra lle perjudica
b) Si. lo apoyará Esquerra su socio en Madrid

Dignidad Digital, S.L. E-mail: redaccion@dignidaddigital.com
logo